La falta de conductores dejará sin cubrir el 30% de plazas en un año

por El Vigía

El sector del transporte por carretera español se enfrenta a una creciente escasez de conductores, que la Unión de Internacional de Transporte por Carretera (IRU) cifra en el 20% de las plazas necesarias. Esto es, uno de cada cinco puestos de conductor no se pueden cubrir por falta de personal.  Una encuesta realizada en marzo por IRU entre 202 empresas de camiones, autobuses y autocares en España, reveló una tendencia similar en otros países, entre ellos Reino Unido, Alemania, Bélgica, Noruega y Rumanía.

En España, la aguda escasez parece que aumentará en los próximos años, y las cifras de la IRU muestran que la demanda de conductores aumentará en un 18% para 2020. Junto con el estancamiento de la contratación en la industria, esto significa que la escasez de conductores podría alcanzar el 30% en un año si no se aborda de inmediato.

“Simplemente no hay suficientes conductores para satisfacer la demanda y el problema se está acelerando rápidamente a medida que los profesionales de más edad se van y no están siendo reemplazados en número suficiente. Este es uno de los temas más urgentes a los que se enfrenta la industria del transporte por carretera, que es un elemento vital para la movilidad y la economía española. Si no revertimos la tendencia pronto, habrá efectos en nuestra capacidad de mover bienes y personas por todo el país, lo que afectará a muchos millones de personas, empresas y comunidades”, asegura Esther Visser, directora de Asuntos Sociales de la organización.

POCAS MUJERES Y JÓVENES

Actualmente, la edad mínima para ser conductor de autobús es de 24 años, mientras que en otros países europeos, como Bélgica, los jóvenes pueden acceder a la profesión a partir de los 18 años. La investigación de IRU muestra que las mujeres conductoras representan sOlo el 3% de la fuerza laboral de los conductores profesionales, y los jóvenes (de 25 años o menos) solo el 5%.

ESTHER VISSER
“Está claro que la industria tiene un serio reto a la hora de atraer a las mujeres y a los jóvenes: estos dos grupos constituyen la mayoría de la mano de obra española y, sin embargo, la clara minoría dentro del sector del transporte por carretera. Cambiar la percepción de la industria entre estos grupos debería ser una prioridad absoluta si queremos invertir esta tendencia”

La organización ha puesto en marcha una iniciativa conjunta con el European Shippers Council (ESC) para desarrollar principios comunes destinados a mejorar el trato de los conductores en los lugares de entrega. La IRU también ha establecido un grupo de expertos para abordar la legislación sobre formación de conductores y su eficacia.

Además, ha impulsado una Red de Mujeres en el Transporte, cuyo objetivo es aumentar el número de mujeres en el transporte y su representación en todos los niveles de trabajo, así como promover el transporte como un campo atractivo para que la mujer. Contempla incentivos en forma de premios para las mujeres conductoras.

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies