Renfe Mercancías pierde un 7% y cierra 2019 con los peores resultados de su historia

por El Vigía

La actividad de Renfe Mercancías ha descendido hasta los peores resultados de su serie histórica, iniciada en 1995. Según los últimos datos publicados por el ministerio de Transportes, los descensos continuados en los tráficos de vagón completo y de ancho métrico han reducido a mínimos el volumen transportado por el operador público, que cerró 2019 con 17 millones de toneladas, lo que supone un descenso del 7,1% en relación con el ejercicio anterior. Si se compara con los resultados anuales de 2006, cuando se alcanzó una cifra récord de 29 millones de toneladas –periodo desde el que se incluye el ancho métrico, antiguo tráfico de Feve integrado en Renfe Mercancías–, la actividad se ha reducido en un 41,3% o, lo que es el mismo, 12.000 toneladas en estos últimos 13 años.

A la caída de la actividad de 2019 contribuyeron especialmente los datos mensuales de diciembre, que con 932.000 toneladas se situaron un 32,7% por debajo de las cifras cosechadas en el mismo periodo de 2018. En este caso, se trata también de los peores registros mensuales de la compañía.

Por segmentos, pese a que el tráfico intermodal logró el mejor resultado desde el ejercicio 2007 (con 6,5 millones de toneladas movidas, un 14,8% más), este incremento continuó siendo insuficiente para compensar los descensos acumulados por el vagón completo, que concentra el 55,8% de la actividad y cayó un 15,8% hasta los 9,4 millones de toneladas. A ello se sumó, además, el mal comportamiento del ancho métrico, que con más de un millón de toneladas movidas disminuyó un 26,8% en 2019.

Por su parte, el análisis de la evolución de los tráficos por destinos muestra que el doméstico, que supone casi el 82% de la actividad del operador, acumuló también descensos continuados a lo largo del año. Así, los 13,9 millones de toneladas transportadas suponen un descenso de la actividad del 10,2%. Dentro de este apartado, 8,5 millones de toneladas correspondieron a vagón completo (-17,1%), 4,3 millones fueron de intermodal (+14,5%) y el millón restante fueron de ancho métrico (-26%). Por el contrario, el transporte internacional mantuvo una evolución alcista, con más de tres millones de toneladas gestionadas, lo que significa un incremento del 10%, gracias a la buena marcha del tráfico intermodal (15,3%).

En cuanto a las toneladas por kilómetro transportadas, Renfe canalizó un total de 6,2 millones de toneladas por kilómetro a lo largo de 2019, una cifra casi un 2% inferior a la de 2018. En este apartado, el tráfico doméstico cayó un 3,1% hasta los 5,1 millones, y el internacional cerró con más de un millón de toneladas por kilómetro manipuladas, un 7,2% más.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies