Redexis y Cepsa crearán la mayor red de repostaje de gas natural vehicular

por El Vigía

Redexis y Cepsa han alcanzado un acuerdo para la creación de la mayor red de estaciones de repostaje de gas natural vehicular (GNV) en España, con el objetivo de ampliar la oferta de soluciones energéticas y fomentar la movilidad sostenible. Ambas compañías crearán una red de cobertura nacional de infraestructuras de recarga de gas natural para vehículos ligeros y pesados, de fácil acceso y con tiempos de carga similares al repostaje de los hidrocarburos tradicionales.

Mediante una inversión de 30 millones de euros hasta 2021, Redexis acometerá la construcción y mantenimiento de 50 gasineras ubicadas en estaciones de Cepsa, con depósitos de GNL (gas natural licuado, utilizado por el transporte pesado de larga distancia) y GNC (gas natural comprimido, utilizado en ámbito regional e interregional), de cuyo suministro y comercialización se encargará la compañía energética. Asimismo, esta alianza pretende alcanzar las 80 estaciones de servicio antes del fin de 2023, con una inversión total de 60 millones de euros.

Esta red se desarrollará en zonas urbanas y cubrirá los principales corredores de transporte. Para Fernando Bergasa, presidente de Redexis, “el acuerdo permite dar un salto cualitativo y cuantitativo en la dotación infraestructural de repostaje de gas natural vehicular en España”. Según Pedro Miró, consejero delegado de Cepsa, “a través de esta alianza vamos a impulsar de forma relevante la movilidad a gas en España, tanto para el transporte de personas como de mercancías”.

A cierre de 2018, las matriculaciones de vehículos a gas natural fueron 5.745, un 145% más que el año anterior, y las estimaciones de los principales fabricantes apuntan a un parque de 80.000 vehículos ligeros a gas en 2021
VENTAJAS DEL GAS NATURAL

El gas vehicular es una alternativa real de movilidad sostenible, reduce las emisiones de CO2 y elimina la emisión de partículas y óxidos de azufre, contribuyendo a mejorar la calidad del aire y reducir los niveles de ruido. Los vehículos tienen más autonomía, son igual de seguros y cuentan con la misma potencia que otros motores de combustión. Además de ser competitivos en coste, al contar con bonificaciones en el impuesto de circulación, pueden circular en escenarios de alta contaminación, al contar con la tarjeta ECO de Tráfico. Los vehículos de GNV son aptos para todo tipo de movilidad: conducción urbana, interurbana o de larga distancia.

El GNV como combustible supone ahorros del 30% en coste por kilómetro frente al diésel y del 50% frente a la gasolina. Estos modelos disponen de una gran autonomía: pueden recorrer hasta 1.300 kilómetros sin necesidad de repostar, gracias a su doble depósito de gas y gasolina.

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies