El transporte catalán se suma a las marchas lentas contra el desvío de camiones

por El Vigía

Las principales asociaciones de transporte de mercancías por carretera catalanas han mostrado hoy su «total disconformidad con la política de movilidad del Ayuntamiento de Barcelona, que provoca un incremento de kilómetros, contaminación y perjuicio a la movilidad en la ciudad y el área metropolitana», así como una «pérdida de competitividad del puerto de Barcelona y de las empresas, debilitando nuestro sector económico». Los transportistas catalanes hacen extensivo su malestar y rechazo a las restricciones de tráfico en las carreteras del Estado y de las comunidades autónomas «por los mismos motivos», en particular, a los desvíos obligatorios a camiones que se llevan a cabo desde principios de septiembre en dos tramos de la N-340 y en la N-240, en Tarragona y Lleida.

El manifiesto del transporte catalán está firmado por la AGTC (Asociación General de Autónomos –Pymes de Transportistas de Catalunya), Anagrual Catalunya, Ametraci, Associació de Grues de Barcelona, Astac Condal, Atec, Gremi de Transports i Maquinària de la Construcció, Sintraport, Transeco y la Federación Catalana de Transportes de Barcelona Transcalit y la organización Asfac.

Los firmantes solicitan «de forma inmediata» una solución a la problemática planteada por el sector, y han ofrecido su «total apoyo» a las movilizaciones convocadas este jueves en protesta por las restricciones al tráfico pesado. Finalmente, estas organizaciones no renuncian a ejercitar «cuantas acciones consideren oportunas en defensa de los intereses del sector».

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies