Los transitarios advierten que el Mobility Package acabará con el cabotaje

por El Vigía

Las empresas transitarias y de transporte urgente han arremetido contra las nuevas normas que negocian el Parlamento Europeo, el Consejo y la Comisión sobre el desplazamiento de conductores, los tiempos de conducción y descanso, y el acceso a la profesión. La federación europea de transitarios Clecat reclama a las autoridades comunitarias más flexibilidad en la reforma del transporte por carretera, ahora que el trílogo inicia las conversaciones que deben fructificar en un acuerdo sobre el Mobility Package (paquete de movilidad).

Según el documento firmado por las principales organizaciones transitarias y del transporte urgente, las nuevas normas aumentarán la carga administrativa en el sector, con nuevas disposiciones “complejas e irracionales, no respaldadas por ninguna evaluación de impacto”. La exclusión del transporte bilateral y de un número muy limitado de actividades de carga y descarga de la normativa sobre trabajadores desplazados “dista mucho de ser suficiente para garantizar el buen funcionamiento del mercado interior del transporte por carretera”.

“Estas disposiciones supondrán el fin del cabotaje en la UE, cuyo objetivo es hacer un uso más eficiente de los vehículos y evitar los trayectos en vacío”

Y añade que los salarios mínimos por Estado miembro en función del camión, las mercancías transportadas, la edad del conductor, etc., complicarán la situación, y también será “más difícil” reducir las emisiones, ya que aumentarán los trayectos en vacío.

MÁS BUROCRACIA CON NORMAS COMPLEJAS

Los firmantes reclaman “hacer las correcciones necesarias” para lograr una mayor flexibilidad que garantice el buen funcionamiento del mercado interior del transporte por carretera sin crear una burocracia adicional ni normas complejas. “Nuestros clientes dependen en gran medida de un sector de transporte por carretera eficaz, sin fisuras y fiable”, advierte la entidad, contraria también al regreso de camiones al país de establecimiento cada cuatro semanas por “crear ineficiencias en los procesos operativos de las empresas y dar lugar a un aumento sustancial de las emisiones de CO2”. El impacto de esta propuesta tendrá un “impacto desproporcionado” en los Estados miembros periféricos.

Sobre las restricciones al cabotaje y la introducción del periodo de reflexión, señalan que restringirá aún más el mercado y provocará pérdidas de eficiencia y de capacidad. Finalmente, cargan contra la prohibición del descanso semanal y reducido en el camión, que “perturbará gravemente” el transporte internacional de mercancías por carretera en un momento en que la falta de instalaciones adecuadas de aparcamiento y descanso seguras constituye un problema y crea inseguridad tanto para el conductor como para las mercancías. Por lo tanto, abogan por permitir el descanso en la cabina si se pasa en una zona de aparcamiento segura y protegida, siempre que se disponga de un número suficiente de zonas de aparcamiento seguras en la UE.

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies