Los puertos europeos se reivindican como socios estratégicos para cumplir el Pacto Verde

por El Vigía

La asociación ESPO, representante de los puertos europeos, ha presentado este miércoles en Bruselas, en el marco de la Semana Europea del Transporte Marítimo, un documento para mostrar su posición sobre los objetivos del Pacto Verde Europeo. La organización muestra su satisfacción por la ambición de Europa por convertirse en la primera zona de emisión neta cero del mundo en 2050, pero insta a la Comisión a desarrollar esta estrategia de una forma “eficaz”, garantizando la competitividad de la economía y contando con los puertos como “socios estratégicos clave” para poder hacer realidad estos objetivos.

Los puertos muestran en este documento su compromiso para colaborar con la transición medioambiental que afronta el transporte marítimo, pero muestra a Europa que “no existe un método único” para solucionar la transición energética en todos los puertos. “Cada puerto debe elaborar una hoja de ruta adaptada a sus circunstancias particulares”, sostiene la ESPO.

La propuesta de la organización a la Comisión Europea es que adopte una estrategia neutral desde el punto de vista tecnológico para garantizar la utilización de combustibles no contaminantes y que aplique unos objetivos progresivos para reducir las emisiones en los muelles, “centrándose inicialmente en los muelles cercanos a las zonas urbanas y en segmentos concretos como los cruceros y los ferris”.

El documento explica que el suministro de electricidad en los muelles “debe ser fomentado como una parte importante de la solución”, pero señala que “se deben alentar y permitir soluciones alternativas que logren los mismos objetivos”. En este sentido, la ESPO reclama que se reconozca “el papel del GNL como combustible de transición y es necesario tener certeza sobre el apoyo a las inversiones realizadas desde 2021 hasta 2027, como mínimo”.

Por otra parte, la asociación califica de “esencial”  adoptar un enfoque global para que estas medidas medioambientales tengan éxito. “La Unión Europea debería aumentar la presión sobre la OMI para que adopte medidas significativas antes de 2023”, reclama la ESPO, que considera que toda propuesta europea, como un régimen de comercio de derechos de emisión, “debe examinarse a fondo para salvaguardar la competitividad del sector portuario de la UE”.

Las propuestas aportadas por la asociación incluyen también las autopistas del mar y el transporte marítimo de corta distancia. En opinión de la ESPO estos servicios “pueden ser tan eficaces como el ferrocarril y las vías de navegación interior para ofrecer una alternativa al transporte por carretera”. Además, señala que los oleoductos y gasoductos pueden desempeñar “un papel crucial” en este objetivo medioambiental.

El documento destaca, además, la digitalización como una herramienta que “aumentará la transparencia en la cadena de suministro y puede ayudar a crear conciencia de la huella de carbono y ambiental de toda la cadena de suministro”. “Al mejorar la comunicación, la recopilación y el intercambio de información en tiempo real entre las diferentes partes, se pueden optimizar los procesos logísticos y utilizar mejor la infraestructura y los medios de transporte, evitando los camiones, trenes y barcos vacíos”, explica la ESPO, que insta a considerar la digitalización como un instrumento más para cumplir con los objetivos del Pacto Verde.

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies