Los puertos de Palamós y Roses reciben un 11% más de cruceristas

por El Vigía

Los puertos de Palamós y Roses han recibido 56.700 pasajeros a lo largo de la temporada 2019, lo que supone un incremento del 11% respecto al año pasado. En cuanto a escalas, se han llevado a cabo un total de 50, cuatro menos que la temporada anterior. Los dos enclaves de la Costa Brava, gestionados por la Generalitat, han recibido 10 líneas de cruceros de las que siete son de lujo. En cuanto a la procedencia de los pasajeros, el 80% procedía de Reino Unido, un 8% de Norteamérica y un 3% de Alemania. El impacto económico estimado de la actividad en el territorio es de 4,1 millones, según un estudio de la Asociación Internacional de Líneas de Cruceros. Cada pasajero que desembarca gasta una media de 62 euros y cada tripulante, 23. Además, hay que añadir seis euros por pasajero en concepto de servicios portuarios.

Según la empresa pública Ports de la Generalitat, la actividad ayuda a “desestacionalizar la oferta turística, dinamiza económicamente los puertos, los municipios y el destino turístico y les da un fuerte impulso de proyección internacional”.

LA CITA DE MEDCRUISE EN LA COSTA BRAVA

Una proyección que tendrá su punto álgido en mayo de 2020 con la organización de una de las asambleas anuales de la asociación de puertos de cruceros del Mediterráneo Medcruise en la Costa Brava. “Este acontecimiento pone de relieve la actividad del puerto de Palamós y el de Roses que lo complementa, puesto que son la puerta de entrada del turismo que llega a la Costa Brava por mar”, según Ports. El evento contará con la participación de las principales compañías de cruceros del mundo, los principales puertos del Mediterráneo, operadores turísticos y portuarios y los destinos.

Los puertos de Palamós y Roses han cerrado la temporada este lunes con la visita de un crucero a cada puerto. Es la primera vez que los dos recintos finalizan la actividad el mismo día. El crucero Marella Dream, con 1.575 pasajeros, mayoritariamente británicos, procedía del puerto corso de Ajaccio. El Wind Surf, que ha escalado en Roses, lleva 302 pasajeros, la mayor parte norteamericanos.

El enclave del Baix Empordà ha logrado un nuevo récord por tercer año consecutivo, con la llegada de 54.208 pasajeros, un 18% más que en 2018. En cuanto a escalas, ha recibido 45, una menos que el año anterior. El incremento de pasajeros acentúa el liderazgo en el sector. Por su parte, Roses ha cerrado la temporada con 2.535 pasajeros y cinco escalas.

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies