NoticiasCarretera

Los fabricantes de camiones se suman a los cargadores en la defensa de las 44 toneladas

El Vigía

9 abril, 2018

Anfac reclama al Gobierno medidas para estimular la competitividad industrial

La Asociación de Fabricantes de Automóviles y Camiones (Anfac) ha pedido al Gobierno medidas para impulsar la competitividad de la industria española de la automoción, entre las que incluye el incremento de los pesos y dimensiones de los vehículos pesados. A través de un comunicado, la organización señala que “para conservar nuestra importancia como país fabricante de vehículos, hemos de mantener un alto nivel de competitividad industrial. Para ello hay medidas que se pueden tomar en diferentes apartados. Por ejemplo, en logística, el aumento de la capacidad de los camiones“.

Los fabricantes también aseguran que esta medida, junto a otras adicionales, como la reducción de las tasas que pagan los automóviles en el transporte marítimo, la mejora de la conexión de los puertos por ferrocarril o la normalización de trenes de 750 metros de longitud, reduciría en unos 100 millones de euros al año los costes de la industria.

Anfac aboga porque las políticas medioambientales y de movilidad sean “lo más homogéneas posibles”, que se apliquen criterios comunes en todos los territorios. Para ello, afirma, el uso del etiquetado medioambiental de la DGT debería utilizarse como referencia común para el diseño de políticas de movilidad sostenible. Y señala a los vehículos modernos, con la última tecnología de bajas y cero emisiones, como “parte de la solución” a los problemas de calidad del aire que puedan presentarse en las grandes ciudades.

“En Anfac creemos que es necesario un plan, estructural y único, para aumentar su penetración en el mercado con una dotación de 150 millones de euros anuales para potenciar que las grandes ciudades se conviertan en áreas de referencia de la movilidad sostenible, en ciudades verdes”, apuntan los fabricantes. Entre las medidas de estímulo que deberían tomarse, a su juicio, las más destacadas son la mejora del marco
regulatorio del gestor de carga; incentivar la instalación de puntos de recarga públicos y privados (electricidad, gas y pila de combustible); y permitir la circulación por los carriles reservados BUS-VAO de vehículos etiquetados como Cero y Eco. “Creemos que, con el apoyo de la Administración, podría multiplicarse por cuatro la cuota de mercado de los vehículos alternativos”, apostilla.