Los empresarios urgen a Fomento a acelerar el Corredor Mediterráneo

por El Vigía

El Gobierno, a través del secretario de Estado de Infraestructuras, Pedro Saura, ve factible acabar las obras del Corredor Mediterráneo en 2025, siempre que haya estabilidad política en España y se cumplan los plazos de licitación. En un acto en Elche organizado por la plataforma #QuieroCorredor, impulsada por la Asociación de Empresarios Valencianos (AVE), al que han asistido unos 1.500 empresarios de las comunidades por las que transcurre la infraestructura, los responsables de las principales patronales han lamentado la lentitud con la que avanzan los trabajos y han conminado al Ejecutivo a acelerar las obras.

En este sentido, el presidente de AVE, Vicente Boluda, ha explicado que hay que trabajar para evitar que las obras se retrasen al horizonte de 2030. Para Boluda es fundamental que en un horizonte próximo los sectores productivos dispongan de “una red circular que complete la red radial existente, que permita vertebrar y fortalecer los lazos económicos, pero también culturales y sociales, entre los diferentes territorios”.

13 DE CADA 100 EUROS DE FOMENTO

Saura ha reiterado el compromiso del Gobierno con el Corredor, al que destinará en total unos 4.000 millones de euros al proyecto, en el que ya ha invertido casi 2.000 millones, 13 de cada 100 euros licitados por el Grupo Fomento. El secretario de Estado ha enumerado los principales hitos alcanzados hasta la fecha, como la segunda vía entre Castellón y Valencia, ya se está trabajando en la segunda vía, el tramo en servicio L’Alcudia de Crespins–Moixent, el tramo en pruebas Monforte-Elche-Orihuela, para llevar el AVE a Murcia, o la adjudicación de casi todos los tramos del Murcia-Almería. También ha citado el Antequera-Granada puesto en marcha en junio, el estudio funcional entre Almería y Bobadilla, y las obras de renovación y electrificación de la línea Bobadilla-Algeciras.

También ha remarcado la próxima puesta en funcionamiento de la variante de Vandellòs, que permitirá reducir media hora los tiempos de conexión entre València y Barcelona, y que acabará con la vía única que actualmente conecta las dos ciudades más importantes de la costa mediterránea.

Por su parte, Boluda ha recordado que “potenciando el Mediterráneo español se fortalece al conjunto de España, tanto para los viajeros como para el tejido productivo. Y el Corredor Mediterráneo podría cumplir esta función, que no va contra nadie, sino que suma esfuerzos y esperanzas para el conjunto de los intereses de España y de nuestra posición con respecto a la Unión Europea”.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies