La última turbina del parque eólico WindFloat Atlantic parte de Ferrol

por El Vigía

El parque eólico marino WindFloat Atlantic emprende uno de los últimos pasos antes de convertirse en realidad. La última de las tres plataformas con una turbina ya ensamblada que componen este proyecto ha partido del puerto de Ferrol este jueves hacia su destino definitivo, a 20 kilómetros de la costa de Viana do Castelo en Portugal, un viaje de tres días de duración. Esta operación se completará cuando la última unidad se acople al sistema de amarre y se conecte al resto de la instalación.

La tercera plataforma se instalará junto a las otras dos unidades, que ya están operativas y proveen energía a la red eléctrica del país vecino. Fuentes de la petrolera Repsol, una de las impulsoras del proyecto, señalan que el transporte de cada una de las tres estructuras flotantes supone “un hito en sí mismo, dado que evita la necesidad de contar con un buque de arrastre especializado y facilita que se replique”.

La estructura flotante, con una altura de 30 metros y una distancia de 50 metros entre sus columnas, permite albergar los aerogeneradores más grandes del mundo instalados en una superficie flotante, con una capacidad de producción de 8,4 MW cada uno. Una vez instaladas las tres plataformas, los 25 MW de potencia del parque eólico generarán la suficiente energía como para abastecer el equivalente a 60.000 usuarios al año. El proyecto podría ahorrar casi 1,1 millones de toneladas de CO2 cuando entre en funcionamiento.

El parque pertenece a Windplus, propiedad conjunta de EDP Renováveis (54%), Engie (25%), Repsol (19%) y Principle Power.

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies