La UE obliga a los fabricantes de camiones a reducir sus emisiones un 30% en 2030

por El Vigía

La presidencia rumana del Consejo de la UE ha alcanzado un principio de acuerdo con el Parlamento Europeo sobre los objetivos de reducción de emisiones de CO2 para camiones. El acuerdo provisional alcanzado entre las instituciones europeas requiere la aprobación de los Estados miembros. Las nuevas normas garantizarán que, entre 2025 y 2029, los camiones nuevos emitan un 15% menos de CO2 en comparación con los niveles de 2019. A partir de 2030, se les exigirá que emitan una media de un 30% menos. No obstante, los objetivos fijados para 2030 serán revisados en 2022.

En virtud de estas normas, el ahorro de combustible previsto en 2030 puede alcanzar los 60.000 euros por vehículo durante un período de cinco años. Estos objetivos son vinculantes, y los fabricantes de camiones que no los cumplan tendrán que pagar una sanción económica en forma de una prima por exceso de emisiones.

GRATIELA GAVRILESCU, viceprimera ministra de Rumanía
«Por primera vez, estamos estableciendo objetivos de reducción de emisiones de CO2 para los vehículos pesados. El acuerdo de hoy colma una laguna en la legislación medioambiental europea. Garantiza que el sector del transporte pesado empiece a contribuir con su parte a nuestros objetivos climáticos. Estamos decididos a cumplir las promesas que hicimos en virtud del Acuerdo de París»

Además, la UE refuerza los incentivos para los vehículos de cero emisiones y bajas en el transporte pesado en comparación con lo propuesto por la Comisión Europea. Los autobuses y autocares se han excluido del sistema porque estos vehículos «ya están incentivados con otras medidas». También se han acordado medidas para garantizar la disponibilidad de datos sólidos y fiables. Estos se obtendrán a través de dispositivos a bordo que controlan el consumo real de combustible y la energía de los vehículos.

UNA PROPUESTA POCO AMBICIOSA

Para la organización ambientalista Transport&Environment (T&E), esta propuesta generará «acción climática y ahorro de combustible». Su portavoz Stef Cornelis considera que los nuevos estándares de CO2 de los camiones son una «excelente noticia» para el sector y el medio ambiente. «Tras 20 años de muy pocos avances, los fabricantes deben empezar a ofrecer camiones asequibles y con bajas emisiones, lo que permitirá un enorme ahorro de combustible para el sector. Pero esto es solo el comienzo y las normas tendrán que ser mucho más ambiciosas cuando se revisen en 2022», advierte.

 

 

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies