La facturación de la logística para e-commerce crece un 42% en dos años

por El Vigía

La facturación derivada de la prestación de servicios de almacenamiento, transporte y distribución vinculados a operaciones de e-commerce alcanzó en España los 1.850 millones de euros en 2019, lo que representa un incremento del 19,4% respecto al ejercicio anterior y del 42,3% si se compara con 2017. Son datos del último observatorio sectorial DBK de Informa, que constata que el crecimiento del negocio continuó apoyándose en la mejora de la actividad económica general, que, aunque con una tendencia de desaceleración, mantuvo una evolución favorable en el último año.

La actividad de comercio electrónico entre empresas y particulares (B2C) se incrementó un 32,4% en 2018, mientras que la estimación para el cierre de 2019 apunta a una variación de alrededor del 25%, hasta situarse en unos 52.000 millones de euros. Según la consultora, el incremento del número de compradores online y el fuerte incremento del gasto medio por comprador impulsó el crecimiento de las ventas.

Respecto a las principales áreas de mejora del servicio en las que están profundizando las empresas, destacan la reducción de los plazos de entrega, así como la flexibilización de horarios y posibilidades de recogida. Asimismo, la mejora tecnológica, la ampliación de las rutas de transporte y de las redes de plataformas y almacenes, en particular de los hubs en entornos urbanos, figuran también entre las principales tendencias que se registran. Igualmente, ante la creciente concienciación ciudadana y las restricciones al tráfico en el centro de las grandes ciudades, las empresas seguirán invirtiendo en la mejora de la eficiencia y la reducción del consumo energético de las flotas de vehículos.

Por otra parte, debido al auge del comercio electrónico continúan aumentando el número de operadores logísticos y empresas de transporte presentes en este negocio. Según observan desde la consultora, los nuevos entrantes proceden del ámbito de la paquetería empresarial, aunque también está aumentando la presencia de empresas de paquetería industrial y de operadores logísticos, así como de otros sectores y de compañías de nueva creación. Pese al creciente número de competidores, los cinco principales operadores reunieron en 2019 el 46% del mercado, en tanto que la participación conjunta de los diez primeros se incrementó hasta el 60%.

LA CRISIS SANITARIA DISPARA LAS VENTAS ONLINE

Las ventas online también se están viendo incrementadas de forma exponencial debido a la epidemia del Covid-19. Según cálculos de CTT Express, durante estas más de dos semanas de confinamiento, los pedidos online se han visto incrementados en más de un 30%.

Así, desde el operador recuerdan que el e-commerce es una de las actividades consideradas como esenciales en el real decreto del pasado 29 de marzo. “Ahora, cualquier cosa que ayude a superar el confinamiento puede ser considerada esencial”, afirma Manuel Molins, director general de CTT Express, que añade que “la labor de las mensajerías urgentes es imprescindible porque entregamos tranquilidad a las familias y personas confinadas al facilitarles lo necesario para que puedan seguir en sus casas. Así, conseguimos que no salgan y que el Covid-19 no se siga propagando”.

Para llevar a cabo estas entregas y recogidas con la máxima seguridad tanto para repartidores como para clientes, el operador ha puesto en marcha el protocolo Cero Contacto, que limita los pagos en efectivo, obliga tanto a cliente como a repartidor a mantener la distancia de seguridad y, además, se garantiza la entrega o la recogida sin necesidad de firma en la PDA.

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies