NoticiasInfraestructuras

La caída de la inversión en España duplica en diez años el negocio de las ingenierías en el exterior

El Vigía

16 noviembre, 2017

La facturación en mercados internacionales ha pasado del 40 al 90% desde 2007

Las grandes empresas de ingeniería en España han acelerado desde 2007 su internacionalización ante la caída de inversión en nuestro país por parte de las administraciones públicas. En concreto, si entonces gran parte de ellas tenían el 40% de su negocio en los mercados internacionales, en la actualidad éste representa el 90%, tal como señala el Foro para la Ingeniería de Excelencia (Fidex), que agrupa a las once principales ingenierías españolas y que ha celebrado en Madrid la jornada Colocando la ingeniería en el puzzle mundial.

Esta situación contrasta con las grandes ingenierías mundiales, que siguen facturando más de un 60% en sus propios mercados, lo que les permite mantener sus centros de conocimiento y base tecnológica en sus países, reunir las necesarias referencias locales para acreditarse en el exterior y evitar los riesgos de la deslocalización.

Según Fidex, a la mencionada situación en España se ha llegado por una caída “abrupta” de la inversión pública en infraestructuras, ya que en 2016 el importe total licitado fue de 439 millones de euros en servicios de ingeniería, un 83% menos que en 2007, cuando superó los 2.600 millones. No obstante, algunas partidas empiezan a recuperarse, como la del ministerio de Fomento, que en 2016 licitó ingeniería por valor de 216 millones de euros, la mejor cifra de la década en curso.

A todo ello hay que sumar las continuas subastas en las contrataciones, adjudicando al más barato y dando lugar a un mercado de ingeniería low cost, al que la recién aprobada Ley de Contratos del Sector Público va a poner fin, gracias a que invierte la relación de fuerzas entre los criterios de precio y calidad en beneficio del segundo. Este nuevo marco legal debería permitir a las ingenierías españolas competir en técnica y nivel de servicio como se hace en los países más desarrollados.

ingenierias

Diseñar el mejor escenario internacional
La caída inversora en España tiene otras implicaciones en la actividad internacional de las ingenierías. En concreto, para optar a concursos en otros países, las empresas necesitan presentar trabajos recientes. Hasta hace unos años, las ingenierías españolas han vivido de las referencias de proyectos hechos en España hace más de diez años, que se quedan ya obsoletas y es necesario revalidar, pero para ello debe reactivarse la inversión pública en infraestructuras.

Por otro lado, Fidex pide que las oficinas comerciales destacadas en otros países refuercen su conocimiento del sector de la ingeniería de consulta, ya que actualmente “echan de menos” una ayuda que permita desarrollar negocio en el plano internacional como sí ocurre con otros sectores. De hecho, sucede que estas oficinas están acostumbradas a vender en el extranjero productos como el aceite o el jamón, pero en cambio desconocen cómo presentar y vender los servicios de ingeniería y, por tanto, ayudar a estas empresas a abrirse camino.

Según Pablo Bueno Tomás, presidente de la entidad, “son muchos los mecanismos de ayuda del Estado, aunque en cierto modo están dispersos y puedan mejorar su coordinación para que esa ayuda sea más eficaz. Pero, por encima de todo, es fundamental que en nuestro país se invierta más en pensar y en controlar la calidad de lo que se ejecuta, es fundamental que se contrate más ingeniería y que se contrate mejor”.

El Foro para la Ingeniería de Excelencia agrupa a las once principales y más internacionalizadas ingenierías de España, que emplean a más de 23.000 profesionales y facturan en conjunto más de 6.000 millones de euros al año, de los que el 90% procede de mercados exteriores. ndial”.