Adif licita las obras de ampliación de la terminal de Madrid-Vicálvaro

por El Vigía

El ministerio de Fomento licitará, a través de Adif, el contrato de obras de cuatro nuevas vías, aptas para trenes de 750 metros, para la recepción y expedición de trenes y un nuevo enclavamiento electrónico en la terminal ferroviaria de mercancías Madrid-Vicálvaro. Con un presupuesto de 22,9 millones de euros y un plazo de ejecución de 18 meses, estas actuaciones forman parte del proyecto de actualización de la terminal Madrid-Vicálvaro. El proyecto, que ya ha sido presentado a los principales actores del sector logístico en España, se ha dividido en tres fases que permitirán la adaptación de la terminal en función del crecimiento de los tráficos y de la actividad.

La estación, actualmente de regulación y clasificación, pasará a ser una terminal de carga y descarga de unidades de transporte intermodal, «con un diseño acorde con las tendencias actuales en la gestión de terminales de mercancías», según informa Adif.

La fase 1 de la remodelación contempla el desarrollo de 18 vías aptas para trenes de 750 metros en el haz sur. Incluye, además, la construcción de un módulo intermodal con cuatro vías de carga y descarga para este tipo de trenes, así como una losa de hormigón de transbordo.

La subfase 1A, donde se enmarca el contrato licitado, constituye la primera de las actuaciones. Sus principales objetivos son promover la integración logística y la potenciación del transporte ferroviario; mejorar la eficiencia y sostenibilidad gracias a los trenes de mayor longitud; y optimizar las infraestructuras priorizando los nodos estratégicos de conexión.

RED ESTRATÉGICA DE TERMINALES INTERMODALES
Adif aspira a conseguir un modelo de negocio sostenible, «con el objetivo estratégico de incrementar la cuota ferroviaria de transporte de mercancías y su integración con otros modos, poniendo en valor sus activos y ofertando infraestructuras de calidad». Con este fin, el gestor de infraestructuras ferroviarias está trabajando, junto a Fomento y las comunidades autónomas, en el desarrollo de una red estratégica de terminales intermodales. El nodo de Madrid es uno de los puntos estratégicos del mapa logístico de España y el que articula toda la red de distribución de mercancías en el país, sirviendo de conexión entre los corredores Mediterráneo y Atlántico.

Para dar servicio a la demanda prevista de transporte ferroviario de mercancías, con la implantación del ancho estándar en estos corredores, serán necesarias terminales ferroviarias intermodales interoperables. Madrid-Vicálvaro es la de mayor potencial, ya que se sitúa en el nodo articulador de ambos corredores, dispone de infraestructuras ya construidas y cuenta con terreno suficiente.

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies