Fomento expulsa al camión de las carreteras

por Xavier Gual

El transporte de mercancías por carretera afronta un otoño agitado tras la decisión del ministerio de Fomento de extender los desvíos obligatorios de camiones a dos nuevas vías de la red estatal: la N-340 en la provincia de Tarragona, y la N-240 en la de Lleida, casi un año después de hacerlo en la N-232 y la N-124 en La Rioja. La medida se gestó con el anterior Ejecutivo de Mariano Rajoy, primero con Ana Pastor al frente de Fomento, y culminó con Íñigo de la Serna y el conseller de Territori de la Generalitat de Catalunya, Josep Rull, hoy en prisión, presionado por los alcaldes de los municipios afectados por la elevada intensidad de tráfico (más de 4.000 camiones al día) que sufren sus travesías urbanas.

La decisión debía haber entrado en vigor en 2014, pero no lo ha hecho hasta ahora, tras la vuelta de las vacaciones de verano. En concreto, la nueva restricción a los vehículos de transporte de mercancías de cuatro o más ejes (iguales o superiores a 26 toneladas de masa máxima) afecta a… […]

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies