España insta a Bruselas y París a poner fin a los ataques a camiones de carne

por El Vigía

El Gobierno español trasladará a Bruselas los ataques que están sufriendo algunas empresas exportadoras de carne de cerdo en Francia, donde ya se han producido tres asaltos a camiones de compañías catalanas a instancias del sindicato agrario francés, que ha publicado un comunicado amenazando con destruir todas las importaciones de carne.

La directora general de Recursos Agrícolas y Ganaderos del Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino, Margarita Arboix, ha anunciado este lunes que plantearán el problema en el próximo consejo de ministros europeo, que se celebrará a principios de abril.

En declaraciones a los medios tras reunirse con los representantes de la Federación Catalana de Industrias de la Carne (Fecic), Arboix ha asegurado que, paralelamente a las acciones en la UE, seguirá en contacto con el Gobierno francés para que ponga fin a los ataques. Según Arboix, el Gobierno español ya ha informado de los ataques de los piquetes franceses a la Comisión Europea, y ésta ha advertido a Francia de que debe tomar medidas para garantizar el libre mercado. Arboix ha reprochado que, en ocasiones, la policía francesa no ha actuado como debería, ya que ha estado presente en la quema de camiones sin hacer nada al respecto.

El delegado del Gobierno en Cataluña, Joan Rangel, ha reiterado que el Ejecutivo español será beligerante para que se cumplan las reglas del juego y que utilizará «todos los instrumentos legales y políticos para que no se produzcan más casos y se acabe consiguiendo que bajen las exportaciones». «No somos meros espectadores, estamos preocupados y estamos al lado del sector», ha sostenido Rangel, que ha constatado que la recuperación de la economía española pasa por las exportaciones.

El presidente de Fecic, Jaume Blancafort, se ha mostrado satisfecho de la reunión con los representantes del Gobierno y ha confiado que se ponga fin al problema, ya que ha recordado que las ventas del sector de Cataluña representan un 68% de la exportación española. Blancafort ha alertado de que, además de los ataques a los camiones, los sindicalistas franceses han amenazado a las empresas francesas que compran carne a España. «Lo que se ve son los ataques a los camiones, pero no se ve la bajada de ventas que están teniendo los mataderos catalanes», ha lamentado.

El ataque más reciente tuvo lugar el pasado 7 de marzo y, mientras los jamones de la carga fueron rociados con el gasóleo del camión, el transportista, que trabajaba para la compañía Marcjoan Import Export, recibió una paliza por parte de quienes boicoteaban la importación de carne española a Francia. Los otros dos sucesos ocurrieron en noviembre, cuando el ataque afectó a dos camiones, uno de la compañía Mafrigés y otro de Avinyó.

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies