El impacto de las nuevas tecnologías en el comercio

por Galo Molina
Galo Molina

Presidente de Alacat

Barcelona acogerá por segunda vez el Congreso Anual de Alacat. Nuestra federación es la agremiación logística más grande de América Latina y El Caribe y aglutina a agentes de carga y operadores logísticos, partícipes en nuestras actividades a través de sus asociaciones nacionales.

El lema del congreso es ‘Freight forwarders y operadores logísticos: los desafíos de la globalización’ y muestra la orientación que tendrá el encuentro, donde se abordarán cuestiones como la logística 4.0, el impacto de las nuevas tecnologías en transporte y comercio o el futuro del comercio mundial ante los desafíos del momento actual, entre otras cuestiones.

Además, este congreso es el evento mas importante de Latinoamérica desde el punto de vista de la logística. Se desarrolla por medio de paneles de plena actualidad que tratarán temas muy variados y relacionados con el modo aéreo, marítimo, puertos, zonas francas, aduanas, Operadores Económicos Autorizados, networking y capacitación.

Paralelamente a las actividades académicas, también se llevarán a cabo sesiones de networking, que ya en anteriores congresos han mostrado sus resultados en cuanto a la concreción de relaciones comerciales y de alianzas empresariales de la más amplia cobertura.

ACTUALIDAD DE LA LOGíSTICA
La multipolaridad del mundo actual, los retos de la que fue conocida como globalización y los lazos históricos de América Latina y El Caribe con los países europeos obligan a fortalecer las redes de logística y transporte entre ambas regiones. La comunidad de cultura y la visión conjunta de los desarrollos de los negocios son una pieza fundamental de la posibilidad de generar y fortalecer lazos empresariales.

Los mercados europeos son claramente la fuente y el destino de gran parte de las cargas que movemos, lo que provoca que escojamos a Barcelona como sede de nuestro encuentro anual. En primer lugar, debemos mencionar que el tema original es industria 4.0 o revolución industrial 4.0. Este término corresponde a la visión que hace un tiempo, relativamente corto, se generó sobre un cambio crítico, primero en la comunidad académica y, posteriormente, en el sector empresarial.

¿Por qué 4.0? Porque se considera que previamente hemos sostenido tres revoluciones. La primera de ellas tiene que ver con pasar de la producción manual a la mecanizada, de 1760 a 1830 como resultado del uso de motores a vapor. La segunda, en 1850, con el uso de la electricidad para la manufactura en masa; y la tercera se produjo a mediados del siglo XX con la llegada de la electrónica y la tecnología de la información y las telecomunicaciones. Ahora, la cuarta, se caracteriza por la automatización total de la manufactura mediante sistemas que combinan la maquinaria física con procesos digitales y son capaces de tomar decisiones descentralizadas y de cooperar mediante el internet de las cosas.

Ahora la pregunta es: ¿De qué manera esta nueva revolución o forma de hacer las cosas afecta al sector logístico y a la cadena de suministro? Durante los últimos años hemos asistido a la evolución y uso masivo de las tecnologías de información y comunicación (TICs) en la producción y en los procesos de distribución. El internet de las cosas, el uso de drones, vehículos autónomos, impresión 3D y robotización son simples ejemplos de los cambios que se van a convertir en elementos cotidianos. Un tema central es de qué manera el consumidor, es decir, a quien se dirige la producción y la logística, es ahora actor de decisiones y altamente informado.

“Tecnologías como el big data, drones o internet de las cosas son solo algunos ejemplos de los cambios que estamos adaptando y que se han convertido en parte de la agenda regional de los operadores logísticos”

En este contexto irrumpe necesariamente el concepto de logística 4.0, que podría definirse como la combinación de usar logística con las innovaciones y aplicaciones que se desarrollan cada día. Un desarrollo de estos es de qué manera cada vez más elementos tecnológicos desarrollan tareas previamente realizadas por personas que ahora se puedan centrar en tareas que requieren el factor humano, que al menos por ahora las maquinas no pueden entregar.

Son numerosas las empresas que lo están aplicando, cada vez más orientadas al servicio y que, como en el caso de los centros de distribución o bodegas de almacenamiento, tienen que aplicar los avances tecnológicos para poder desarrollar su actividad de manera adecuada a lo que el usuario requiere.

Respecto a la logística 4.0, resulta fundamental entender cómo se está viviendo este proceso en el mundo entero. En este sentido, nuestra región no es ajena al mismo. La fluidez de la información que vivimos actualmente permite que nuevas tendencias y tecnologías sean adoptadas sin restricciones y con gran agilidad. Tecnologías como el big data, drones o internet de las cosas son solo algunos ejemplos de los cambios que estamos adaptando y que se han convertido en parte de la agenda regional de los operadores logísticos.

Cabe señalar que una parte fundamental es la formación y capacitación de los nuevos cuadros directivos y operativos de esta nueva visión de la logística. De hecho, Alacat está estructurando su universidad virtual en base a esta nueva realidad.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies