NoticiasCarretera

El desvío de camiones a la autopista será obligatorio en La Rioja antes de final de año

El Vigía

3 octubre, 2017

Fenadismer critica a Fomento por no informar a los transportistas del plan de desvío

La federación de transportistas Fenadismer ha emitido un comunicado para avanzar que la Dirección General de Tráfico ha elaborado ya el proyecto de resolución por el que establece la prohibición absoluta de que los camiones pesados, de cuatro o más ejes, puedan circular por la N-232 en más de 110 kilómetros de La Rioja, en concreto desde el punto kilométrico 446 (Gimileo) hasta el kilómetro 330  (Alfaro), obligándoles a circular por la autopista de peaje AP-68.

Una decisión que se toma tras el acuerdo suscrito entre el Gobierno de la Rioja y el ministerio de Fomento para reducir la siniestralidad que soporta la citada N-232, estableciendo bonificaciones a los transportistas que transiten por la AP-68 en dicho tramo de hasta el 75%. Una medida que según Fenadismer, se activará antes de final de año.

Desde Fenadismer explican que rechazan “la política de prohibición absoluta de circulación de los camiones en las carreteras nacionales, ya que ello supone inculpar al sector del transporte por carretera como único responsable de los posibles accidentes que se producen en las carreteras, lo que es absolutamente incierto conforme a los datos estadísticos de siniestralidad vial que anualmente publica la Direccion General de Tráfico”. Por ello, Fenadismer explica que “sigue insistiendo en la necesidad de implementar medidas que reduzcan las causas que motivan los accidentes de tráfico en las carreteras y que fomenten el uso voluntario de las autopistas de peaje, entre otras, reduciendo la velocidad máxima de las carreteras nacionales en los puntos más peligrosos y estableciendo un tercer carril en determinados tramos para favorecer los adelantamientos, e incrementar la velocidad máxima permitida en las autopistas de peaje aplicando asimismo un programa de descuentos para hacer más atractiva su utilización”.

En este sentido, Fenadismer denuncia que el ministerio de Fomento siga sin convocar a las asociaciones de transportistas “para informar y consensuar el nuevo plan de desvío voluntario de camiones a las autopistas de peaje, que fue recogido en la ley de Presupuestos del Estado para 2017, y dotado con un presupuesto de más de 32 millones de euros, lo que posibilitará abrirlo a un mayor número de autopistas de las que se incluyeron en el plan aprobado en 2015”. Fenadismer asegura que “va a instar al ministerio de Fomento a su inmediata puesta en marcha con el objetivo de promocionar con carácter voluntario el uso de las autopistas de peaje por parte de los transportistas, por las indudables ventajas que dichos planes comportan para la descongestión de las carreteras nacionales y la mejora de la seguridad vial”.