El conflicto de la estiba desplaza 16 buques de Valencia a Barcelona

por El Vigía

Un total de 18 buques han dejado de recalar en el puerto de Valencia durante el mes de febrero debido al conflicto de la estiba, según confirmó ayer Aurelio Martínez, presidente de la Autoridad  Portuaria de Valencia, tras la reunión del consejo de administración de la entidad.  De ellos, 16 se han desviado al puerto de Barcelona. Tras remarcar la bajada del 24 por ciento registrada en tráfico de contenedores durante el citado mes,  Martínez ha lamentado que, a pesar de las buenas cifras que ofrece la exportación, que crece al 6,6 por ciento, el  recinto valenciano  “está  perdiendo competitividad y corre grandes riesgos  de dejar de ser un puerto líder si persiste la misma tendencia.  De ello, no cabe duda se benefician otros puertos”.
En su opinión, “si las navieras continúen pensando que Valencia no es un puerto seguro, pasaremos de ser generadores de empleo a destructores”. Martínez confirmó que hay líneas que ya han decidido desviar tráficos. “En marzo, lamentablemente, se van a mantener los malos datos porque las navieras demandan estabilidad y fiabilidad. Nos jugamos el futuro de la cadena logística, que afecta a más de 10.000 profesionales,  y estamos poniendo en riesgo una empresa, el puerto y la comunidad portuaria,  que aporta grandes beneficios”.
VALENCIAPORT
Febrero ha sido duro, en opinión del presidente valenciano, con pérdidas que superan los cuatro millones de euros, a falta de los datos concretos que “sin duda incrementarán estos datos”.  En este sentido, Sevasa facilitó día atrás cifras más rotundas y señaló que las medidas de presión adoptadas por el colectivo de la estiba han reducido la productividad de las terminales una media del 35% y que las pérdidas representan  alrededor de 2,5 millones de euros al día.
Martínez lamenta que el puerto de Valencia ha perdido la cuarta parte de su tráfico histórico, mientras Barcelona ha crecido, durante este mismo  período, el 50,33%.  “No hay que ser un experto analista para saber dónde se ha ido nuestro tráfico”. Respecto al conflicto de la estiba, el responsable valenciano, que no logró ocultar su tono pesimista por la situación  actual, desconoce  la causa “de que Valencia sea el puerto más castigado de todos”.
La apertura nocturna del servicio ferroviario en el puerto de Valencia es otro de los temas acordados por el consejo. En principio, la medida se aplicará de lunes a viernes, las 24 horas   pero, en el futuro, se extenderá a los 365 días del año, según confirma Francesc Sánchez, director  general de la APV.  Junto a esta medida, se ha dado luz verde al nuevo pliego de condiciones particulares, que se aplicará  con fecha 1 de abril, y que liberaliza los servicios complementarios al ferrocarril. A partir de  ese momento, las empresas ferroviarias podrán contratar con otras empresas que no sean Adif, como están obligadas actualmente. “Las empresas pueden, o bien autoprestarse estos servicios o bien contratar con terceros”, explica Sánchez. Sin embargo, para que el trámite se aplique paulatinamente, “Adif podrá continuar ofreciendo los citados servicios a aquellas firmas que lo demanden hasta el próximo mes de julio”.
La APV ha aprobado  incorporar a dos expertos independientes, que colaborarán con el propio equipo del puerto, en el proceso del concurso abierto para la redacción del Plan Estratégico de la Ampliación Norte, por un importe de 800.000  euros.  Entre ellos figura Inmaculada Rodríguez Piñeiro,  ex secretaria de Estado de Infraestructuras. En total, se han presentado nueve consultoras y el plazo adjudicación se establece para finales de año.
Sobre el estudio que ha realizado la CEV (Confederación Empresarial Valenciana) para analizar la demanda potencial de transporte de mercancías  del corredor cantábrico, y que se presenta la próxima semana, la APV ha adelantado que su aportación asciende a 10.000 euros.  El informe,  realizado por la consultora TRN ingeniería, ha contado con la colaboración de, además de la APV,  del puerto de Castellón y las empresas Noatum, MSC, SLISA, Logitren y APM Terminals.
El consejo también  ha aprobado la remisión de cuentas del ejercicio de 2016 a la Intervención General del Estado para que emita el informe de auditoría y, seguidamente,  poder aprobar las cuentas  en junio de este año. La APV ha confirmado  que los presupuestos generales prevén la  reducción de la tasa de buque en un 14 %, “una buena noticia”, según Aurelio Martínez  “porque sitúa al puerto en las mismas condiciones que el resto de recintos”.  El consejo ha destacado igualmente el proceso abierto  para la bajada de tasas de tarifas de los prácticos y que Valencia ocupa el puesto 29 en el  ranking de puertos de contenedores del mundo de la publicación especializada Alphaliner .

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies