El bloqueo de la red viaria catalana paraliza el transporte de mercancías

por El Vigía

Alrededor de una decena de carreteras catalanas de la red principal permanecen cortadas desde primera hora de este miércoles como consecuencia del inicio de las Marxes per la Llibertat (Marchas por la Libertad), convocadas en respuesta a la sentencia del Tribunal Supremo contra los líderes independentistas. A estas marchas se han sumado el propio presidente de la Generalitat, Quim Torra, y otros seis miembros del Govern, entre ellos, el consejero de Territori i Sostenibilitat, Damià Calvet.

Según informa el Servei Català de Trànsit (SCT), a primera hora de la tarde las vías cortadas son la autopista la ronda Litoral a la altura del puerto (en los dos sentidos de la marcha); la AP-7 en Vilafranca del Penedès en dirección Barcelona;  la A-2 en Jorba; la N-II en Tordera; la C-16 en Sallent (Bages), y la C-17 en Centelles (desvíos por la C-25, N-141c y N-152a).

En los dos sentidos de la marcha, hay a esta hora un total de ocho carreteras cortadas: la AP-7 a la altura de la ciudad de Tarragona; la C-25 en Gurb (Barcelona); la C-26 en Sió , la C-14 y la N-240 en Montblanc, las tres en la demarcación de Lleida;  la C-51 en Alió (Alt Camp); la C-66 en Corçà y la N-II en Vidreres sentido Girona; y la N-260 en Olot.

GRAVES PERJUICIOS AL SECTOR

Los cortes están impidiendo un día más la actividad ordinaria del transporte de mercancías por carretera, según informan los transportistas afectados. Organizaciones como CETM o Astic reclaman mayor coordinación entre los cuerpos policiales y las administraciones estatal y catalana para minimizar las incidencias.

El transporte internacional es uno de los principales damnificados por estos cortes, dado que el paso de La Jonquera en la AP-7 es una de las principales arterias que comunica a España con el resto de Europa. Por el momento, se circula con normalidad a ambos lados de la frontera, que atraviesan unos 12.000 camiones cada día. Los transportistas lamentan los disturbios en Catalunya que afectan a una actividad esencial para la economía y recuerdan en este sentido los incidentes protagonizados meses atrás por los chalecos amarillos en Francia, que causaron pérdidas millonarias al sector.

 

 

 

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies