El 78% de los puertos europeos cuentan con planes contra el cambio climático

por Alberto Guerrero

La asociación ESPO, representante de los puertos europeos, ha reivindicado este miércoles el compromiso medioambiental adquirido por los gestores de los enclaves durante los últimos años. En la segunda jornada del GreenPort Cruise & Congress, que se celebra en València, la secretaria general de la organización, Isabelle Ryckbost, ha avanzado los resultados del estudio medioambiental de ESPO para 2018, basado en los datos de los puertos de 19 países de la Unión Europea, y que concluye que “el 78% de los puertos europeos analizados han adoptado medidas para combatir el cambio climático, lo cual es sin duda una buena noticia”.

En opinión de Ryckbost, “todos los indicadores medioambientales han ido mejorando desde 2013, lo cual significa que todos los puertos han ido implementando medidas en materia medioambiental e incrementando su compromiso con el desarrollo sostenible”. El estudio establece que, actualmente, las 10 prioridades que en materia medioambiental se han marcado los puertos europeos son: calidad del aire, eficiencia energética, ruido, relaciones puerto-ciudad, residuos de los buques, desarrollo portuario, cambio climático, calidad del agua, operaciones de dragados y residuos.

En la jornada de este miércoles ha participado el presidente de la Autoridad Portuaria de València, Aurelio Martínez, que ha destacado el compromiso por compatibilizar el crecimiento de la actividad portuaria con la sostenibilidad, «con el objetivo de obtener el mejor equilibrio posible entre los rendimientos financieros, el cuidado del medio ambiente y la aceptación social de la ciudad». Así, Aurelio Martínez ha explicado que desde el año 2000 el puerto de Valencia ha aumentado su rendimiento de carga de contenedores a una tasa del 8,17%, mientras que la tasa de crecimiento de los puertos españoles ha aumentado un 5,15% y los puertos de la UE un 4,92%. “El 35% de los contenedores que atienden al comercio exterior español pasan por el puerto de Valencia” ha recordado. “Nuestro objetivo es seguir creciendo y generando riqueza en nuestro entorno pero siempre como un puerto comprometido con la sostenibilidad ambiental.Queremos ser líderes también en políticas medioambientales”. 

De la misma manera, el presidente de la autoridad portuaria ha hecho hincapié en el “papel de liderazgo” que asume Valenciaport en materia de sostenibilidad participando en importantes programas relacionados con la implementación de iniciativas de sostenibilidad en la comunidad portuaria. “Creemos firmemente que el objetivo final solo se logrará con la participación de todas las partes involucradas, el puerto, la ciudad, la comunidad portuaria y la sociedad”, ha añadido el presidente durante el discurso de apertura.

Asimismo, Aurelio Martínez ha recordado el compromiso de Valenciaport por reducir el impacto ambiental en su entorno con el objetivo de mitigar los efectos del cambio climático: “Estamos tratando de acelerar una transición energética baja en carbono al participar en iniciativas innovadoras y confiables que apuntan a aumentar la participación de energía limpia en el consumo de energía del puerto”. En esta última década, los puertos han realizado numerosos avances en materia de sostenibilidad. En concreto, la Autoridad Portuaria de València en los últimos 8 años ha reducido su huella de carbono un 17%.

Por su parte, el director del puerto de Rotterdam, Victor Schoenmakers, ha presentado el World Ports Climate Action Program, un estudio desarrollado por el recinto portuario holandés y que refleja que en Rotterdam el “89% de las emisiones derivadas de la cadena de suministro provienen del transporte marítimo”. Para paliar los efectos de la contaminación, la Unión Europea se ha marcado como objetivo reducir un 50% las emisiones de gases de efecto invernadero. “Para ello, debemos incrementar la eficiencia de la cadena logística utilizando herramientas digitales o fomentando el uso de energías bajas en carbono para el transporte marítimo, entre otros”.

La directora general de medio ambiente de la Comisión Europea, Rosa Antidormi, ha explicado que la calidad del aire en Europa ha mejorado entre 1990 y 2015 de manera notable. “Las emisiones de NOx se han reducido un 56% y las de SO2 se han reducido un 89% pero hay que continuar trabajando porque la contaminación del aire es uno de nuestros principales retos. Debemos seguir apostando por la uniformización de la legislación medioambiental en todos los países de la Unión Europea”. Asimismo, ha recordado que el Mar Mediterráneo requiere una especial protección porque diariamente navegan en sus aguas entre 6.000 y 10.000 buques.

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies