Comsa confía en sus fortalezas para superar la crisis del coronavirus

por El Vigía

Comsa Corporación ha cerrado el ejercicio de 2019 con unas ventas globales de 777 millones de euros. El grupo ha pasado a consolidar por el método de puesta en equivalencia desde enero de 2019, por lo que la cifra de facturación es inferior a los 1.101 millones de 2018 al no contemplarse los resultados de Trakcja, su filial en Polonia. No obstante, la comparativa de los datos con el mismo método de consolidación es un 5,8% superior.

Según su presidente, Jorge Miarnau, “el grupo cierra el plan 2017-2020 con la certeza de haber logrado los objetivos y consolidado un crecimiento sostenido derivado de nuestro negocio core. La experiencia centenaria, acompañada de la apuesta por la innovación tecnológica y la gestión de alianzas con socios estratégicos, son nuestro principal aval para el futuro”. Miarnau ha destacado también la capacidad del grupo para superar la crisis actual: “En estos momentos de incertidumbre por la crisis del Covid-19, confiamos en nuestra fortaleza para salir adelante junto a todos los profesionales que forman parte de la compañía, así como la robustez de nuestras estructuras financieras”.

La compañía cuenta con una cartera de clientes por valor de 1.167 millones de euros y sigue concentrando su actividad en torno a su core business, que supone el 97% de la facturación. Así, en 2019, los negocios de infraestructuras, ingeniería industrial, mantenimiento y servicios, concesiones y energías renovables suman 752 millones de euros. La cartera de ingeniería pasa de representar el 14 al 22% del total facturación del grupo, con 185 millones de euros.

La actividad vinculada a los proyectos ferroviarios y de obra civil en España sigue teniendo un peso significativo en el volumen de negocio del grupo y representa el 41% de su cartera de clientes. Entre otros trabajos, Comsa Corporación está ejecutando dos tramos del Corredor Mediterráneo entre Murcia y Almería, y un sector de la Y vasca. En lo que respecta a obras civiles, en 2019 la compañía concluyó un tramo de la autovía de los Pirineos (A-21) y la última sección de la A-62 en la frontera con Portugal.

En ingeniería, Comsa Industrial ha crecido gracias a la entrega de proyectos llave en mano en electromecánica, ITS (Intelligent Trafic System) y sistemas de control de túneles, electrificación y sistemas ferroviarios.

En el exterior, la compañía prosigue con su expansión en Latinoamérica y el norte y este de Europa, ampliando su presencia en Suecia y Croacia. El área de Mantenimiento y Servicios crece por la demanda existente y el know-how de la compañía en el sector. Por otro lado, Comsa Renovables ha pasado a integrarse en el área de Promoción y Concesiones de Infraestructuras para potenciar la gestión de proyectos energéticos y la apuesta por los recursos renovables.

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies