NoticiasCarretera

CCOO denuncia represalias al personal de Transportes Mazo por exigir el sueldo fijado en convenio

El Vigía

5 enero, 2018

La empresa valenciana rechaza las acusaciones

El sindicato Comisiones Obreras ha denunciado a la empresa valenciana Transportes Mazo, con sede central en Alzira y una plantilla de alrededor de 500 empleados, por unas supuestas represalias hacia el personal conductor que ha exigido la retribución íntegra establecida en el convenio. Mazo les retribuye a razón de un precio por kilómetro, un sistema que, según CCOO, incentiva los accidentes de trabajo y la fatiga del personal. Los denunciantes exigen a la empresa el cumplimiento del convenio.

El sindicato afirma que alrededor de 15 trabajadores han recibido una notificación, con fecha de 28 de diciembre, que les priva de permanecer en las instalaciones de la empresa si no han recibido órdenes para la realización de un servicio de transporte. De esta forma, siempre según la denuncia presentada ante la Inspección de Trabajo, la empresa deja de dar viajes a aquellos trabajadores que exigen la compensación económica que marca el convenio, favoreciendo a los trabajadores que aceptan cobrar por debajo del mismo.

Por su parte, Grupo Mazo ha rechazado estas acusaciones y asegura cumplir con la aplicación del convenio colectivo actual y con los acuerdos llegados con sus trabajadores. De hecho, según la compañía, “las retribuciones salariales del grupo son superiores en algunos conceptos a las fijadas en dicho convenio, ajustándose dichas retribuciones a la legalidad vigente y se componen principalmente del sueldo base, dietas, así como otros complementos adicionales”. Mazo añade que la causa judicial a la que alude el sindicato incluía tres pretensiones de los trabajadores. “Dos han sido desestimadas por el juez, dándole así la razón al grupo. La tercera se encuentra en proceso de recurso, por lo que la compañía no va a entrar a valorarla hasta que no haya una sentencia firme”, puntualizan.

Además, la dirección de Mazo afirma que todos los conductores cuando no están de viaje permanecen en sus domicilios y se les avisa con la suficiente antelación cuando se les asignan nuevas rutas. “Evidentemente, y como no puede ser de otra forma, dichos conductores cobran su salario base, estén o no en nuestras instalaciones. Todas estas medidas están recogidas en el reglamento CE nº561/2006 que cumplimos rigurosamente”, finaliza la nota.