Fomento prevé que el transporte estará preparado para las 44 toneladas “en unos años”

por El Vigía

El primer encuentro de Líderes del Transporte, organizado por Transprime en el marco del Salón Internacional de la Logística de Barcelona, puso de manifiesto que el ministerio de Fomento confía en que el sector del transporte de mercancías por carretera estará listo para aceptar y consensuar la puesta en marcha de las 44 toneladas “en los próximos años”. Así lo manifestó Joaquín del Moral, director general de Transporte Terrestre del ministerio. Del Moral argumentó que la recuperación económica y la reducción que se prevé de la atomización del sector acabarán preparándolo para el aumento de la oferta que la puesta en marcha de las 44 toneladas supondría.
La clave para poder poner en marcha una medida así es lograr el consenso del sector. “Es fundamental abordar las 44 toneladas con un consenso mínimo del sector. Imponerla no tendría sentido”, reconoció el director general. Como también apuntó que, a día de hoy, todavía es inviable para el sector afrontar una medida de este tipo, porque generaría una sobrecapacidad que, aliñada con la tradicional capacidad que tiene la carretera en la negociación con los cargadores, resultaría muy negativa.
“El transporte por carretera ya ha notado incrementos de actividad. En este nuevo escenario de recuperación, donde el sector empieza a crecer y donde prevemos una reducción de la atomización, por la aplicación de la reforma fiscal y del sistema de módulos, permitirá abrir el debate de las 44 toneladas”, afirmó Joaquín del Moral. “Dicho debate, lo afrontaremos de nuevo cuando sea posible el consenso con el sector. En los próximos años, estamos convencidos de que se podrá alcanzar”.

El director de Transporte Terrestre del ministerio de Fomento, Joaquín del Moral, y el director general de transportes de la Generalitat de Catalunya, Pere Padrosa, escuchan con atención y toman notas, durante la intervención de Philippe Hamet, director de política de la DG Move.

El director de Transporte Terrestre del ministerio de Fomento, Joaquín del Moral, y el director general de Transportes de la Generalitat de Catalunya, Pere Padrosa, escuchan con atención y toman notas, durante la intervención de Philippe Hamet, director de política de la DG Move.


En su intervención, el director general de Transportes i Movilidad del departamento de Territori i Sostenibilitat de la Generalitat de Catalunya, Pere Padrosa, se mostró a favor de las 44 toneladas y presentó las ventajas competitivas que la prueba piloto puesta en marcha en Catalunya han puesto de manifiesto. Por su parte, el presidente de Conetrans y vicepresidente de CETM, Carmelo González, manifestó que los transportistas se siguen oponiendo a esta medida, al menos como asociación. No obstante, reconoció que hay relaciones entre transportistas y cargadores que sí que pueden favorecer acuerdos para defender las 44 toneladas.
En cambio, el presidente de ACTE y vicepresidente de CETM Multimodal, Ramón Vázquez, se mostró a favor del aumento de las capacidades de carga, “pero con un análisis previo, serio y riguroso, con el impacto que esta medida supondrá”, manifestó. En su opinión, el Gobierno debe priorizar sus actuaciones y ser consecuentes con el impacto de sus medidas en los distintos modos de transporte. “Hay que poner en una balanza los aspectos positivos y negativos de la modificación de los pesos y dimensiones y de las 44 toneladas, para poder compensar esos impactos positivos”, añadió.
También se mostró a favor de las 44 toneladas el secretario general de UNO, Francisco Aranda, que argumentó que permitirán mejorar la eficiencia, competitividad y productividad de la economía en general, no sólo del sector del transporte. En esta línea, el presidente del comité de Transporte terrestre de la asociación europea de cargadores ESC, Willem Buitenkamp, y el vocal de la comisión de transportes de Transprime, Carlos Castán, hicieron hincapié en las ventajas en eficiencia y costes que las 44 toneladas aportarían a todos los sectores industriales y dedicados a la producción de bienes y servicios
El encuentro contó también con la representación de la Comisión Europea (CE), que descarta retomar la propuesta de armonización de la capacidades máximas de transporte en la actividad internacional. Eso significa, como explicó el director de política de la dirección general de Movilidad de la CE, Philippe Hamet, que no será hasta la próxima legislatura cuando pueda abordarse esta cuestión. “Como mínimo, hasta 2019 que son las próximas elecciones no se retomará esta cuestión”, confirmó Hamet. El representante de la Comisión Europea reconoció el fallido intento lanzado en 2013 desde Bruselas para que la normativa europea permitiera acuerdos entre países que tuvieran aprobadas idénticas capacidades para el transporte por carretera para que entre ellos sí pudieran circular camiones de 44 toneladas. “Lamentablemente, fracasamos en ese intento”, reconoció.
En su intervención, aseguró que a pesar del debate abierto por la Comisión Europea era el Consejo Europeo, integrado por los ministros de Transporte, y el Parlamento Europeo quienes tenían la decisión sobre el proyecto y no quedaron contentos con el resultado, por lo que no hubo acuerdo al respecto. Así, hasta que los integrantes de estos organismos no sean renovados en nuevos comicios, Bruselas no promoverá cambios en relación a armonización de los pesos y dimensiones en el transporte internacional.

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies